El potencial de las redes sociales para mejorar la calidad de un proceso participativo sobre el presupuesto público y extender la participación debe ser tenido en cuenta en su diseño, enfocando siempre cada aplicación hacia las funcionalidades que encajen con los propósitos de la institución pública en cada fase de las experiencias.

¿Qué nos pueden ofrecer plataformas como Facebook, Twitter, LinkedIn, NovaGob e Instagram? La meta de lograr unos Presupuestos Participativos más “sociales” pasa por saber aprovechar las funcionalidades de cada aplicación para alcanzar un mayor engagement con la ciudadanía. Cada objetivo dentro del ciclo de los procesos requiere explotar el potencial informativo o colaborativo de cada una de estas redes sociales.

Seguir leyendo “Redes sociales y presupuestos participativos: una propuesta para integrar distintas plataformas sociales en el ciclo del proceso”

Anuncios